trading de futuros

¿Qué son los futuros?

Antes de hacer trading de futuros, es mejor que sepas bien qué son... Los futuros financieros son operaciones de compraventa en los que ambas partes, comprador y vendedor del activo, concretan las condiciones del contrato, que será ejecutado en un futuro, siempre estipulando una fecha de vencimiento del mismo, adquiriendo por tanto una obligación por ambas partes.

La bolsa cuenta con multitud de términos con los que debes familiarizarte para conseguir ser un trader profesional.

Al iniciar la inmersión en el mundo de las finanzas​ y más concretamente en la gran aventura de la inversión en bolsa, lo primero con lo que uno se encuentra es con una gran cantidad de términos...

Muchos de ello son ambiguos, entre ellos se encuentran los futuros.

En anteriores posts, ya se ha hablado de bolsa y mercados bursátiles por lo que la comprensión del término será fácil, y esperemos que muy productiva.

Pongamos un ejemplo. Un inversor quiere adquirir acciones de una empresa petrolera pensando que el precio del activo va a subir, pero en este momento no dispone del capital necesario.

Puesto en contacto con un accionista de la empresa en cuestión, este decide venderle acciones y posponer el pago de las mismas.

Ambas partes se comprometen a la compra y venta de las acciones en una fecha, pongamos el 20 de diciembre del 2017, siendo el contrato de obligado cumplimiento.

Es importante destacar que los futuros siempre se negocian en mercados oficiales.

¿Cómo se calcula el precio de un futuro?

En la operación de futuros el precio de la acción se concreta con una fácil operación en la que, al precio real de la acción en el momento del acuerdo, se le suma el interés estipulado por el aplazamiento de la compra y se le resta el dividendo o dinero que adquiere la empresa tras la venta de las acciones.

PRECIO FUTURO: VALOR ACCIÓN + INTERÉS – DIVIDENDO

Algunas características de los FUTUROS:

  • Los futuros siempre se negocian en mercados organizados y oficiales.
  • Diariamente se liquidan las pérdidas y las ganancias de dichos activos.
  • La cotización de estos futuros avanza de manera conjunta con la cotización del activo subyacente.
  • Para asegurar la operación se deposita una garantía de compra-venta.
  • Como con cualquier contrato, el acuerdo para la adquisición de futuros tiene una fecha de vencimiento, fecha que si quiere prolongarse se realizará un roll-over o alargamiento de contrato con otra fecha de adquisición y venta obligatoria estipulada.

Tipos de futuros

Futuros sobre Acciones: Operaciones de compraventa, con fecha de vencimiento del contrato, en las que el comprador adquiere un determinado número de acciones. El precio de los futuros sobre acción evoluciona de manera paralela con el precio de las acciones.

Futuros sobre Divisas: Operaciones de compraventa, en fecha futura en el que el comprador se compromete a adquirir un número determinado de divisas a un precio establecido.

Futuros sobre Materias Primas: Operaciones de compraventa de activos extraídos de la naturaleza - energía, agricultura, ganadería, metales industriales, metales preciosos- en el que el precio lo determina la oferta y demanda a nivel global de cada materia prima.

Futuros sobre Índices: Operaciones de compraventa en el que se fija el precio que alcance el índice bursátil en un plazo estipulado por contrato, por lo que se realiza una liquidación por diferencia entre el precio de la compraventa y el valor de dicho índice en el momento del vencimiento del contrato.

Futuros sobre tipos de interés: Operaciones de compraventa en las que se da una protección ante posibles pérdidas de los inversores en valores de renta fija devenidos por la subida del tipo de interés del activo.

Puedes seguir informándote de este y muchos más temas con nuestros cursos y webinars, el blog de Escuela de Traders o a través de nuestras redes sociales. Síguenos y conviértete en un trader profesional.

Trading de futuros sobre índices

La operativa de trading con futuros se realiza ya sea para cubrir una posición al contado o de manera especulativa ya que como derivado financiero que es, nos da la opción de apalancarnos.

Es decir, invertir una fracción del capital que movemos en el mercado.

Además, al operar con futuros y no con el activo subyacente nos permite no solo apostar a un incremento del precio (posición larga), sino a apostar por una disminución del precio (posición corta).

Esto nos da mayor libertad para poder operar en cualquier situación del mercado frente a operar únicamente con acciones.

Trading de futuros sobre acciones e índices

​Ya sabes lo que son los futuros, pero existe una gran variedad de futuros sobre diferentes activos financieros. En el mercado español, el trading de futuros sobre acciones no es muy popular.

El problema de operar con futuros sobre acciones es que la liquidez en el mercado es bastante baja.

Por ejemplo, pensamos que el precio de las acciones de Indra va a caer en los próximos 6 meses.

Nos ponemos cortos operando con futuros de Indra, pero si deseamos cerrar la posición antes de tiempo podemos encontrarnos que no hay mercado y por tanto no podremos deshacer la operación.

¡Aquí es donde los futuros sobre índices se convierten en interesantes! La liquidez de los futuros sobre índices es mucho mayor por lo que elimina el problema expuesto en el ejemplo anterior.

​Futuros mini y por qué operar con ellos

Cuando se habla de futuros mini sobre índices se hace referencia a un activo que representa un valor monetario inferior a los futuros sobre índices.

Para obtener el valor real monetario debemos multiplicar el valor del índice por un multiplicador. El multiplicador del Ibex 35 de 10 mientras que el mini Ibex es 1, el del DAX es de 25 y el del mini Dax es 5.

Esto implica que el valor nominal de un contrato del Dax será la equivalencia de multiplicar por 25 el precio de cotización del futuro.

Actualmente cotiza alrededor de los 12.557 puntos, por lo que, si multiplicamos por 25, el valor nominal del contrato asciende a unos 313.928€.

Para obtener el valor nominal de un contrato del mini Dax deberemos multiplicar por 5 el precio de cotización del futuro. Esto es un valor nominal de 62.785€.

Esto hace que las garantías que hay que tener en la cuenta para los futuros del Dax sean muy superiores a las que hay que tener para el mini Dax. Por tanto, al menos que tengas una cartera para invertir con muchos miles de euros, no podrás operar con futuros de índices directamente porque no tendrás capital.

Nota: Para operar en real o en simulado, necesitas un Broker​​​, este será tu compañero de viaje, así que mejor que lo elijas bien. Aquí te dejamos las caracteristicas que tiene que tener (como mínimo) para que te ayude y bo te perjudique: Cómo elegir un buen broker

En Escuela de Traders realizamos diferentes estrategias con futuros, no te pierdas nuestros próximos eventos y fórmate con nosotros.

Equipo EdT




Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *